Un “lo siento” no es suficiente

Tod@s sabemos que la primera regla del servicio al cliente es: cuando algo va mal, discúlpate. Sin embargo, en muchas ocasiones estas disculpas continúan a lo largo de la interacción, generalmente porque los empleados hacen un esfuerzo adicional para transmitir empatía y preocupación. Pero una nueva y sorprendente investigación pone de manifiesto que este enfoque es contraproducente: … Sigue leyendo